Existen muchas curiosidades en torno a la odontología, desde leyendas e historias  llenas de magia como el Ratoncito Pérez a otras muchas, comprobadas históricamente. De hecho hay muchos datos curiosos que te sorprenderán.

6 curiosidades sobre los dientes que no sabías y que te dejarán boquiabierto

1.- Los mayas y su joyería dental: Hace 2.500 años, los mayas tenían un conocimiento avanzado de los dientes y sus materiales. Mientras que muchas personas hoy en día se conforman con blanquear sus dientes, en esa época no era suficiente. Los dentistas Mayas utilizaban diversas herramientas para tallar objetos en los dientes, pero sobre todo destacó la joyería que incrustaban en los dientes sin romperlos.

2.- ¿Dónde nació el Ratoncito Pérez?: Esta historia comenzó en 1894 en España, cuando el hijo del rey perdió su primer diente. Entonces el monarca y su sacerdote decidieron escribir la historia para su heredero. Esta novedad tuvo un gran éxito en la época y aún dura en la actualidad.

ratoncito-perez-aitziber-yague-soria

Ratoncito Pérez (The Daily Floss)

3.- El dentista callejero: Antes de que la odontología se convirtiera en ciencia, en el siglo XVIII, los herreros y barberos eran los encargados de realizar los servicios dentales. Y pese a que con el paso del tiempo, la estomatología se ha ido convirtiendo en lo que hoy conocemos, muchos barberos siguieron con su actividad como dentistas.

4.- Ratón con dientes humanos: En China han intentado crear dientes con células madre, extrayéndolas de la orina humana. Como este tipo de experimentos no se puede llevar a cabo en humanos, lo han llevado a cabo con ratones. Los resultados muestran la aparición de la pulpa dental y el esmalte, aunque se muestran muy escépticos.

hilo-dental-aitziber-yague-soria

Como utilizar el hilo dental (picquery)

5.- El primer cepillo y pasta dental: En el antiguo Egipto utilizaban herramientas primitivas y ramitas para cepillarse los dientes. Esta curiosidad se sigue utilizando en algunos países, ya que emplean ramas como las de la canela para lavarse los incisivos. Aunque el primer cepillo data de China, cuyo mango estaba hecho de bambú, y tenía cerdas de pelo de jabalí para el cepillado dental.

6.- Por último, el hilo dental es más importante de lo que piensas: Los dentistas consideramos que no importa lo bien que nos cepillemos los dientes, si no usamos hilo dental, no estamos haciendo las cosas bien. Esto se debe a que el hilo dental nos permite alcanzar mejor diversos lugares de los dientes, y limpiarlos de forma más eficiente.